sábado

Los Héroes Venezolanos

Hace unos días tuve el desafortunado momento de ver unos minutos el programa llamado "Cayendo y Corriendo" de VTV, en el que su conductor miguel pérez pirela, con tono lamentero y cargado de inducción de sentimientos, decía que "esos jóvenes engañados por la derecha, se visten de súper héroes porque el salir a la calle a causar zozobra, guiados por la derecha, es un juego, por eso se visten como personajes gringos". Ésto, referido a los jóvenes que han participado en la protesta y han sido la línea de defensa ante los desmanes de la guardia nacional, policía nacional y los villanos paramilitares, mal llamados colectivos.

Palabras más, palabras menos, en ese día se ocupaba (como todos los adheridos al sistema de medios de comunicación del Estado) a malponer el que salieran a luchar con cierto tipo de indumentaria y accesorios. 

Caray, para ser pérez pirela un filósofo, materia en que las alegorías y el encuentro de ideas del universo y que sirven de ruta para el encuentro de fortalezas y soluciones, éste ataque fue más bien un bumerán. Les explico porqué:

Al héroe no lo hace el traje, lo hacen sus decisiones, su pensamiento, su corazón. el traje es sólo un simbolismo, una ayuda, defensa y protección. Sin él, queda el alma, mente, corazón y fines sin que los medios sean dañinos, para que se consiga el éxito. Algunos héroes tienen metamensaje (una de las experiencias filosóficas que provienen de la interpretación más allá de lo evidente, como decía León-O) y he aquí algunos a los cuales los jóvenes han emulado en sus vestimentas:

Capitán América: El escudo es la defensa/ataque. En el cómic es un gran freesbe. En la vida real sólo protege y su ataque es la indignación de los atacantes al no poder infligir el daño que desean o les mandan sus héroes. Sí bien usan los colores de la bandera de USA, el Capitán Steve Rogers es ejemplo de patriotismo, solidaridad, compañerismo, disciplina, valores, orden y respeto.

Superman: El hijo de Kryptón, criado con valores humanos. Respeto a la vida, defensa al desvalido, control de su propia esencia y poder.

Mujer Maravilla: Hija de los dioses, sólo quiere ver la reconciliación en los humanos. Aunque es una guerrera que combate al que ataca al desvalido o quiere tomar el control de otros seres humanos, por ello defiende a la Libertad con mano firme.

Batman y Iron Man: Como dije antes, es la persona la que da valor al traje. Sin sus aditamentos, es más su intelecto y su afán de lograr el éxito y la defensa de los ideales lo que los mueve. No es hacer justicia por su propia mano, es impulsar a la justicia siendo el brazo preparado y entregado para ello.

Tantos otros ejemplos de que disfrazarse y crear aditamentos para defenderse y defender no son juegos, serían Thor, Hombre Araña, Tarzán (por los desnudos o semi-desnudos).

Caso especial de un héroe sin comparación es el del violinista de las calles al cual le rompieron su violín y el mismo pueblo le vlvió a armar porque sus tonadas eran el Himno Nacional y canciones por y para todos. Hasta a los GNB y PNB les dedicó canciones por y para ellos, mostrando su nobleza. Sólo se le podría comparar con la narración de El Niño del Tambor de la guerra civil americana, mismo que acompañaba a las tropas con su redoblante.

La máscara es para proteger a los tuyos de ser perseguidos por quienes no hacen el bien. La capa es el manto que te acompaña y que llevas como símbolo para todos. El escudo es una defensa y ataque. Los guantes son para no dejar huella que mal usen luego, cuando no se está cometiendo delito. Las máscaras antigases, cascos, lentes y pañoletas que son llamadas capuchas, son para soportar el día y clima, además de una protección contra los ataques que mal llaman disuasivos los cuerpos de seguridad y son lanzados a matar.

Ya hay franelas y camisas que emulan a los trajes de nuestros héroes patrios y hay quienes los usan. Pero hay quienes las ofrecen en portales web como mercadolibre.com para ver quiénes las compran y meterlos en listas de opositores y posiblemente perseguirlos. Por ello y por costos y gustos de fabricar su propia indumentaria con lo que tienen, los jóvenes guerreros urbanos, que no atacan, sino que se defienden y devuelven a quienes mal reprimen, crean sus ropajes a gusto y posibilidad, con sus accesorios para la calle.

No es un juego, es la construcción de la autodefensa legítima. Saben que su vida no es un chiste, que lo que hacen es más grande que ellos. Y para que valga más, nuestra Bandera Nacional como capa, manto sagrado, para cubrir su cuerpo. Recordatorio de que lo que ella representa, es por lo que se lucha.

He visto a algunos con el traje de El Chapulín Colorado, el héroe de latinoamérica. Su escudo es un corazón y su nobleza, la marca. Sólo quien cree en lo que él representa, porta ese traje en medio de una refriega que puede ser traumática y mortal. Y eso no es juego.

En Venezuela no hay personajes de ficción que inspiren a éste grado. Salvo los creados por el mejor diseñador gráfico de Venezuela, Omar Cruz, quien siendo un hombre de izquierda, que no gusta de ver que Venezuela sea fustigada ni hastiada por nadie, sea de la ideología que sea, creó a El Patriota y a Victoria Sin Sostén, derivados de el Capitán América y una Wolverine femenina. Ellos representaron patriotismo, identidad, con vestimentas que se construyeron para hacer justicia con lo que tuvieron, para ser símbolos, para dejar claro mensaje contra la corrupción, las intromisiones, el abuso de poder y la falsedad de creerse superiores y pisar a los demás.

Para Omar Cruz no fue un juego ello que trazó. Entonces ninguna lucha es juego, más cundo te acuerdas del hambre, de la escasez de medicinas, que el dinero no te alcanza, que ves los sueños o lejanos o desvanecerse, que darse un gusto es pecado y que la gente se hastía de nada y los culpables, nos culpan a nosotros.

Eso sí que es un juego macabro, jugarse de las necesidades, sueños, deberes y esperanzas de los hijos de los grandes héroes, Bolívar, Miranda, Páez, Piar, Arismendi y sin negar a Uslar Pietri, De La Parra, Reverón, Convit, que fueron héroes con la ropa que querían usar, ya que su personalidad les había dado a saber que era lo que está en su ser lo que les hacía valiosos, sin más superpoder que hacer lo que debían en beneficio de todos.

Espero habler aclarado el punto. Gloria a los héroes, incluyendo a bomberos, paramédicos, médicos, enfermeras, obreros, estudiantes, músicos, artistas, periodistas, deportistas y mil más, entre ellos TÚ QUE ME LEES).

Sepan dispensar, no tengo seguridad del nombre del autor de la imagen, me dicen que es de apellido Olivares.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...